siguenos facebook

Las pruebas se iniciaron en Estados Unidos y Canadá con pacientes que tienen la enfermedad.

La semana pasada se iniciaron en Norteamérica las pruebas con un innovador método para intentar “curar” la diabetes tipo 1 con células madre. Los implantes de células madre embrionarias se administraron a dos personas, una en Estados Unidos y otra en Canadá, que tienen diabetes tipo 1 de alto riesgo. Los investigadores esperan que esto ayude a los pacientes a manejar la enfermedad.

Las células madre, desarrolladas por la empresa privada ViaCyte, se implantan debajo del antebrazo del paciente, donde tardan unos tres meses en madurar en las células de los islotes pancreáticos. Estas células, que son responsables de la producción de insulina, son atacadas por el propio sistema inmunológico cuando una persona tiene diabetes tipo 1.

“Si [resulta exitoso], lo llamaríamos una cura funcional”, dijo Paul Laikind de Viacyte a New Scientist. “No es una verdadera cura porque no abordaríamos la causa autoinmune de la enfermedad, pero estaríamos reemplazando las células desaparecidas”, explicó el investigador.

Ya se ha probado un implante más pequeño (por seguridad) en 19 personas y la compañía espera ampliar el ensayo a 40 personas a fin de año, con el fin de entender tanto la seguridad y la eficacia de una versión de tamaño completo. ViaCyte espera obtener resultados preliminares durante el primer semestre de 2018 para saber si el sistema funciona luego de seis a 12 meses.

“Los trasplantes de islotes se han utilizado con éxito para tratar a pacientes con diabetes tipo 1 inestable y de alto riesgo, pero el procedimiento tiene limitaciones, las que incluyen suministros muy limitados de órganos donantes y desafíos al obtener preparaciones de islotes confiables y consistentes”, dice James Shapiro, investigador de la Universidad de Alberta, Canadá. “Una terapia de reemplazo de islotes, derivada de células madre efectivas, resolvería estos problemas y podría ayudar a un mayor número de personas”, agrega.

Si es exitoso, el implante mejorará la vida de los pacientes, ya que no será necesario monitorear de cercasus niveles de insulina en la sangre o inyectarla. Pero hay un costo, porque las personas que opten por este tratamiento tendrán que tomar medicamentos inmunosupresores para que sus cuerpos no ataquen las células recién implantadas. Esta es la razón por la que el procedimiento está dirigido a las personas que están en mayor riesgo.

La diabetes tipo 1 puede conducir a episodios severos de hipoglucemia, en el corto plazo, y enfermedad cardíacaaccidente cerebrovascular o enfermedad renal (entre otros problemas) en el largo plazo.


Fuente: elciudadano.com

La Federación Internacional de Diabetes (FID) y Lilly se han unido para continuar con la segunda fase del programa de financiación de investigación traslacional 'Llevar la investigación en diabetes a entornos y sistemas de todo el mundo' ('BRIDGES', por sus siglas en inglés) para proyectos de investigación traslacional en diabetes.

PUBLICIDAD

En concreto, la iniciativa se basará en el trabajo realizado y las lecciones aprendidas durante la fase inicial del programa, que estuvo en funcionamiento entre 2007 y 2015. El programa financiará y replicará una selección de proyectos de la primera fase, haciendo hincapié en la prevención secundaria de la diabetes y en una participación destacada de las autoridades locales de salud pública.

"Nuestro objetivo es trasladar enfoques basados ??en la evidencia de la primera fase de 'BRIDGES' a otros contextos y países para mejorar las vidas de las personas que viven con diabetes", ha afirmado el presidente del Comité Ejecutivo de 'BRIDGES 2', Robert A. Gabbay.

Esto permitirá la implementación de enfoques e intervenciones de eficacia demostrada en el cuidado de la diabetes. Además, 'BRIDGES 2' seguirá basándose en los logros de la fase inicial del programa, que dio lugar a 41 proyectos de prevención y tratamiento de la diabetes en 36 países.

"DIFUNDIR LAS MEJORES PRÁCTICAS A QUIENES MÁS LO NECESITAN"

"El programa 'BRIDGES' ha sido una herramienta valiosa que nos ha aportado importantes conclusiones sobre el tratamiento de la diabetes y esperamos continuar esta labor", ha añadido el director médico de Diabetes en Lilly, Jesús Reviriego.

Todas las propuestas de subvención serán revisadas por pares y priorizadas por un comité de revisión externo multidisciplinar bajo la coordinación de la FID. Un comité ejecutivo compuesto por expertos designados por la FID y Lilly determinará la selección de proyectos y los tipos de subvenciones que estarán disponibles.

"Desde la FID nos enorgullecemos de los logros de la primera fase de 'BRIDGES' y estamos entusiasmados con la oportunidad de replicar los hallazgos de los proyectos completados. Queremos difundir las mejores prácticas a quienes más lo necesitan y ayudar a dar forma a un mundo mejor para los millones de personas que actualmente viven con diabetes y las muchas más en riesgo de padecerla", ha zanjado el presidente de la FID, Shaukat Sadikot.

La farmacéutica suiza Roche y mySugr, compañía cuidado de las personas con diabetes, anunciaron el pasado 30 de junio un acuerdo por el cual Roche adquiría todas las acciones de mySugr GmbH.

En virtud de este acuerdo, mySugr se convertirá en una parte integral de la nueva plataforma de servicios de salud digital centrada en el paciente con diabetes que Roche pondrá en marcha, al mismo tiempo que la farmacéutica suiza amplía su posición de liderazgo en el área de la gestión de la diabetes.

La diabetes tipo 2 es una enfermedad caracterizada por la incapacidad del organismo de producir cantidades suficientes de insulina o de utilizar esta hormona adecuadamente, lo que provoca que la sangre porte un exceso de glucosa que, a la larga, acaba dañando múltiples órganos de todo el cuerpo. En consecuencia, los afectados –más de 415 millones de personas en todo el mundo– se ven abocados tomar todos los días tratamientos para controlar sus niveles de glucosa. Y si bien en la mayoría de los casos este control se puede lograr con fármacos orales, hasta un 25% de los pacientes deben recurrir necesariamente a las inyecciones de insulina. Pero, ¿no hay disponible ninguna otra alternativa para no tener que pincharse semanalmente, cuando no a diario? Pues sí. Es el caso de las ‘bombas de insulina’, cuyo uso, cada vez más frecuente, no se encuentra exento de ‘complicaciones’ y ‘molestias’. Sin embargo, investigadores de la Universidad de Dukeen Durham (EE.UU.) podrían haber dado con la clave para simplificar, y mucho, el tratamiento de la diabetes.

Concretamente, el estudio, publicado en la revista «Nature Biomedical Engineering», describe cómo un nuevo biopolímero cargado con un fármaco capaz de inducir la liberación de insulina es capaz de regular los niveles de glucosa en sangre durante un periodo de dos semanas en primates. Un efecto para el cual se requiere una única inyección y que, aplicado a los humanos, podría prolongarse hasta más allá de las ocho semanas.

 

Fuente: ABC.es

Ver noticia completa:

http://www.abc.es/salud/enfermedades/abci-disenada-inyeccion-capaz-controlar-glucosa-diabetes-tipo-2-durante-meses-201706051730_noticia.html

La compañía belga Imcyse inicia los experimentos de una vacuna para la diabetes tipo 1. Están involucrados científicos de la Universidad de Lovaina, en Flandes (Bélgica). El experimento tendrá lugar en 18 lugares de Bélgica, Inglaterra, Dinamarca, Francia y Alemania, con pacientes recién diagnosticados con diabetes mellitus tipo 1 y que no hayan pasado con ella más de seis meses.

El programa Exalt de la Unión Europea dispondrá de seis millones de Euros para buscar una cura para el padecimiento. La vacuna utilizará péptidos modificados llamados Imotopes. El punto esencial es detener el sistema autoinmune evitando que ellos ataquen las células beta del páncreas, productoras de insulina.

Se esperan los primeros resultados para finales del 2018.
Asociate

Próximas Actividades

Sin eventos

Calendario actividades

Agosto 2017
L M X J V S D
31 1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31 1 2 3