siguenos facebook

El grupo de personas con diabetes de asociaciones de Navarra, Vizcaya, Guipúzcoa, Álava y el Bierzo que participarán en el el Reto Camina por la Diabetes a Santiago han comenzado este sábado en Alsasua su entrenamiento.

Durante los próximos cuatro meses, todos ellos participarán en un programa de entrenamiento para preparar este reto, que se desarrollará en seis etapas del Camino Navarro y que comenzará el 27 de mayo en Roncesvalles, con final el 3 de junio en Logroño.

Se trata de una iniciativa promovida por la Fundación para la Diabetes, con el apoyo de Novo Nordisk, que tiene como principal objetivo "cambiar la mentalidad del mayor número posible de personas con diabetes, motivándolos e inculcándoles la necesidad de incorporar el ejercicio físico a su vida cotidiana y, al mismo tiempo, transmitirles el mensaje de que con diabetes se puede hacer deporte y superar cualquier reto", ha explicado la fundación.

Este proyecto consta de dos itinerarios diferentes (el Camino Navarro y el Camino Portugués) y ambos contemplan un periodo de entrenamiento previo, supervisado por uno o varios médicos o educadores.

En el caso del Camino Navarro, cuenta con la participación de un grupo de personas con diabetes de asociaciones de Navarra, Vizcaya, Guipúzcoa, Álava y el Bierzo, entre otras. Esta parte del reto de la Fundación para la Diabetes ha sido organizado en colaboración con la Asociación Navarra de Diabetes (ANADI) y la Fundación Bas van de Goor.

SIETE ETAPAS DEL CAMINO PORTUGUÉS

En paralelo, en el segundo itinerario participa otro grupo de personas de asociaciones de diabetes de Madrid, Valladolid, Zamora, Zaragoza y Galicia, entre otras. Este grupo realizará el mismo entrenamiento y participará en siete etapas del Camino Portugués, entre la localidad de Tui y Santiago de Compostela del 2 al 9 de junio.

Participantes del Reto Camina por la Diabetes 2018 formarán parte de un estudio científico que analizará los beneficios de realizar actividad física en la mejora del control de la diabetes tipo 1 y 2, tanto durante el programa de entrenamiento como en las diferentes etapas del Camino de Santiago.

Esta investigación será coordinada por Serafín Murillo, asesor en Nutrición y Deporte de la Fundación para la Diabetes, e investigador en la Unidad de Diabetes y Ejercicio del CIBERDEM del hospital Clínic de Barcelona. En su opinión, "la práctica de ejercicio físico de forma regular tiene muchos efectos beneficiosos para los pacientes con diabetes, incluso más allá de los relacionados con la mejora del control glucémico".

En las diversas caminatas se contará con la asistencia voluntaria de distintos profesionales de la salud relacionados con esta patología, como médicos, enfermeras, fisioterapeutas y dietistas, entre otros. Además, después de cada jornada se realizarán sesiones formativas, en las que los participantes podrán compartir experiencias y aprender a controlar mejor su diabetes.

Las familias de personas afectadas de diabetes tipo 1, un 10 % del total de diabéticos, critican que el departamento de Salud de la Generalitat no les devuelva las llamadas ni se haya puesto a disposición de los enfermos los medidores de glucosa, tal y como se comprometió.

Fuentes de la Asociación de Diabéticos de Cataluña han explicado a EFE que el departamento de Salud no responde, "desde hace meses", a las llamadas de los familiares de enfermos y que en el último consejo asesor de la diabetes sólo se facilitó un borrador del informe de la comunidad de Canarias sobre este tema, "sin dar más explicaciones".

Desde finales de mayo de 2017, cuando responsables de Salud se comprometieron a acciones inminentes sobre este tema, no se contestan las llamadas y las familias "están muy nerviosas".

El Parlament aprobó en mayo del año pasado, por unanimidad, una resolución en que instaba al Govern para que incluya en la cartera de servicios del Servicio Catalán de la Salud los dispositivos de medición de la glucosa para el control de la diabetes tipo 1.

La Asociación de Diabéticos de Cataluña (ADC), junto con madres y padres de niños y adolescentes diabéticos, batalla desde hace casi dos años para que Cataluña adopte este tipo de medidores, ya que mejoran el control de la enfermedad, facilitan la vida de los afectados y evitan complicaciones de otras enfermedades a largo plazo.

Tras la aprobación de la resolución parlamentaria, se realizó un estudio de coste-efectividad por parte de la Agencia de Calidad y Evaluación Sanitarias de Cataluña (AQUAS), con un resultado de evaluación positivo, han recordado la asociación de diabéticos.

Otras comunidades, como Extremadura, Galicia, Valencia y Murcia han avanzado mucho más que Cataluña en la introducción de los medidores, según la Asociación.

"Luchamos para que los pacientes con diabetes tipo 1, que son sólo el 10 %, tengan acceso a estos sistemas, avalados a nivel mundial", han argumentado desde la ADC.

Estos medidores evitan los pinchazos continuos para comprobar los niveles de glucosa que se deben realizar con el sistema actual, que dificulta llevar una vida normalizada, especialmente a los niños.

Estos nuevos sistemas están constantemente midiendo y ofrecen una medición promedio de los últimos 5 minutos cada vez que proporciona un dato, e indican si la glucemia está subiendo o bajando.

Además, el uso combinado del medidor continuo de glucemia y de la bomba de insulina posibilita parar automáticamente la infusión de insulina en caso de que el medidor de glucemia detecte una hipoglucemia.

Este informe de la comunidad de Canarias apunta que la implantación de los medidores supondría un ahorro económico "desde el primer año" de implantación, frente al gasto que suponen las tiras de control que se usan actualmente.

La Asociación de Diabéticos de Cataluña recuerda que países como Francia y Gran Bretaña ya han adoptado en sus sistemas de salud pública los medidores continuos de glucosa, e incluso en Estados Unidos, con sistemas de salud ligados a entidades pagadoras de servicios de salud, una de las más importantes, Union Healthcare, ha actualizado sus criterios de cobertura en este sentido hace pocos días.

Los afectados y sus familiares esperan que el próximo día 26 de este mes, en la reunión prevista del Consejo asesor de la Diabetes de Cataluña, la administración catalana de una respuesta definitiva a la implantación de los medidores para los enfermos de diabetes tipo 1.

Los adultos obesos con diabetes tipo 2 que se sometieron a cirugía de derivación gástrica continuaron mejorando después de cinco años para alcanzar el objetivo de control de azúcar en la sangre, colesterol y presión arterial, pero esa mejora pareció disminuir con el tiempo, según una investigación que se publica en 'JAMA'.

La reducción de los riesgos vasculares y cardiovasculares relacionados con la diabetes tipo 2 requiere el control del azúcar en la sangre junto con el control de la presión arterial y el colesterol. La cirugía de derivación gástrica Roux-en-Y es efectiva para lograr estos objetivos de tratamiento de la diabetes, pero se desconoce si los efectos son duraderos.

En este estudio de seguimiento de cinco años, participaron 120 adultos obesos con diabetes tipo 2, de los cuales la mitad se sometió a cirugía de bypass gástrico Roux-en-Y más intervenciones de manejo médico y de estilo de vida, mientras que la otra mitad recibió intervenciones de estilo de vida e intervenciones médicas por sí solas.

Los investigadores siguieron durante cinco años --hasta 2016-- a pacientes asignados al azar a la cirugía de bypass gástrico Roux-en-Y más intervenciones de estilo de vida e intervenciones de gestión médica o de estilo de vida e intervenciones de tratamiento médico solo. Se realizaron medidas compuestas de control de la diabetes: hemoglobina A1c menor que 7 por ciento, colesterol de lipoproteínas de baja densidad menor de 100 mg/dl y presión arterial sistólica menor de 130 mm Hg después de cinco años.

Los pacientes que se sometieron a cirugía de bypass gástrico junto con intervenciones de estilo de vida y tratamiento médico mostraron una mejora continua en la consecución de una medida compuesta del control de la diabetes después de cinco años, pero con cierta disminución de la efectividad, según los autores del trabajo, liderado por Charles Billington, de la Universidad de Minnesota, en Minneapolis, Estados Unidos.

Entre las limitaciones del estudio están que los participantes tenían diabetes durante un promedio de nueve años cuando ingresaron al estudio, por lo que el efecto del tratamiento en pacientes que presentaban diabetes durante un tiempo más corto podría ser diferente. Aunque hubo un mejor logro de los objetivos de control de la diabetes después de cinco años, el efecto disminuyó con el tiempo, por lo que se necesita más seguimiento para comprender si la mejoría persiste.

Fuente: ecodiario.es

Aragón registró un total de 13.481 fallecimientos en 2016, lo que supone una de las cifras más bajas de los últimos cinco años. Este descenso de un 6% en comparación con los datos publicados en 2015por el Instituto Nacional de Estadística (INE) se debe principalmente a una reducción de las muertes por diabetes e hipertensión.

Estas dolencias hasta ahora provocaban la defunción de más de 400 aragoneses respectivamente. En el caso de la diabetes, en un solo año se ha pasado de 457 a 256 muertes; lo que supone el dato más bajo desde 2011. Los fallecimientos a causa de hipertensión no han tenido un cambio tan drástico; aunque sí que ha sido positivo: de 506 a 359 en solo un año. No obstante en 2010 y 2011 se registraron menos defunciones por esta causa (333 y 293 respectivamente).

“Estas reducciones tienen su principal razón en la prevención que se hace desde Atención Primaria”, recalca Evangelino Navarro, representante de Sanidad de CSIF Aragón. Según destaca, la comunidad aragonesa está inmersa en programas nacionales dedicados a la prevención de este tipo de enfermedades. “Se realizan reuniones de manera periódica, en las que Aragón siempre participa activamente. De hecho, nuestros profesionales y su forma de actuar son referentes en estas dolencias”, puntualiza. De este modo, gracias a la información y al control de la diabetes y de la hipertensión se consigue reducir la tasa de mortalidad.

“No hay que olvidar que el número de afectados por estas dolencias no ha dejado de crecer”, recuerda Navarro. Ejemplo de ello es que desde la Asociación de Diabéticos de Zaragoza ya auguran que habrá más de 220.000 diabéticos en 2030 (en la actualidad son unos 120.000). La elevada incidencia de ambas enfermedades se debe a unos malos hábitos alimenticios y de comportamiento. Pasar muchas horas sentado y comer de manera poco saludable suelen ser las principales causas. No obstante, también afecta la edad y la genética de cada persona.

Por su parte, las enfermedades cardiovasculares siguen siendo la principal causa de muerte en Aragón, con un total de 1.040 fallecidos en 2016. Seguidamente se encuentran otras enfermedades cardíacas (809), los trastornos mentales orgánicos (783), los tumores de tráquea, bronquios y pulmón (775) y la insuficiencia cardíaca (667). De hecho, los fallecimientos por cáncer de tráquea, bronquios y pulmón han crecido de manera importante en los últimos años, hasta alcanzar los 775 decesos; la cifra más alta de este lustro.

Esto se debe a que el número de fumadores apenas ha variado desde la puesta en marcha de la Ley Antitabaco. Tal y como publicaba la Encuesta de Determinantes de Salud sobre hábitos de los españoles, todavía sigue habiendo más de 267.000 fumadores habituales en Aragón. Un hábito que, unido a la longevidad de la población aragonesa, provoca que se vayan extendiendo los tumores de este tipo.

Fuente: heraldo.es

Juan Domínguez Bendala lidera la investigación sobre la diabetes desde el Laboratorio de Células Madre del Diabetes Research Institute de Miami, centro de referencia a nivel mundial en el desarrollo de terapias celulares para la diabetes. Este sevillano, que siempre que puede, regresa a la capital andaluza, "y traigo a mis hijos para que no pierdan sus raices". Aunque en Miami vive muy a gusto, "no es una ciudad como Sevilla o Edimburgo (donde estudió muchos años y se doctoró), en la que te encuentres a los amigos por la calle".

A Juan Domínguez Bendala le marcó su paso por Edimburgo y trabajar con uno de los padres de la oveja Dolly, “una experiencia inolvidable” y fuente de inspiración para escribir 'El ciervo de Rodson', "una novela de aventuras, escrita con mucho humor ambientada en el siglo XIX. Los protagonistas son científicos, aristócratas, muy bien pagados de sí mismo que quieren descubrir un animal único y ponerle su nombre", en definitiva, "es el libro que me hubiera gustado leer cuando era joven" dice el prestigioso investigador que narra por medio de una trama surrealista, "como el ciervo de Robson solo se genera una vez cada 600 años y es fruto del cruce de dos criaturas que viven en sitios muy diferentes como Alaska y California y si consiguen cruzarse, la hembra pone un huevo que es prácticamente invisible". Un libro escrito, "en mis ratos libres. En Miami tardo 45 minutos en llegar al trabajo e iba escribiendo en ese tiempo, en el tren y cuando no tenía niños, ahora sería imposible". Libro que es un salto en el vacío para alguien que ha escrito mucho, "siempre me ha gustado mucho escribir", pero sobre células y diabetes tipo 1.

La diabetes de tipo 1 que "es una enfermedad devastadora, se conoce como diabetes juvenil porque afecta sobre todo a niños y gente joven, y no existe cura para esta enfermedad, estos pacientes dependen de la insulina para sobrevivir. Durante tiempo hemos sido pioneros con un procedimiento en el que trasplantamos células de un cadáver a pacientes diábeticos y hemos conseguido que diabéticos  de toda la vida no tengan que tomar insulina más, pero no tenemos suficientes órganos para beneficiar al número de pacientes. Ahora llevamos unos años trabajando en un proyecto en el que no habría necesidad de trasplantar las células sino que hemos descubierto unas células madre dentro del pácreas del paciente que podemos estimular sin trasplantarlas y ellas dan lugar a nuevas células que producen insulina, y esto sería una gran revolución porque tendríamos la oportunidad de restaurar la célula que se ha perdido como consecuencia del ataque autoinmune en un paciente diabético. Si tenemos éxito aún tenemos que esperar a ver  si podemos parar la respuesta autoinmune porque el sistema autoinmune está con la idea de matar la nueva célula y estamos trabajando con inmunólogos para conseguirlo" explica el doctor Domínguez Bendala que como todo científico se niega a dar fechas, "no puedo dar una fecha, pero estamos haciendo ensayos clínicos que hace unos años era ciencia ficción".

Ensayos que nos sitúan en "el momento menos malo para diagnosticar diabetes a un niño, puede que en breve, en cinco, diez años se ponga un dispositivo en la espalda y no haya que ir al hospital en seis meses a que le desplacen el dispositivo, no es una cura, pero cualquier paciente de hoy día firmaría una terapia como esta".
Asociate

Próximas Actividades

Sin eventos

Calendario actividades

Abril 2018
L M X J V S D
26 27 28 29 30 31 1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 1 2 3 4 5 6