siguenos facebook

Investigadores de la UAB curan la obesidad y la diabetes tipo 2 en ratones

La aplicación de esta terapia génica en estos animales sirve de base para su desarrollo posterior en humanos

Este tipo de diabetes es una "emergencia mundial" y en el 2045 la padecerán unos 629 millones de personas

Con una sola inyección. Investigadores de la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) liderados por la profesora Fàtima Bosch han desarrollado una terapia génica que, por primera vez, cura la obesidad y la diabetes del tipo 2 (que supone la falta de insulina) en ratones. Es un gran punto de partida para conseguir su aplicación en los humanos y tiene además otros elementos exitosos: no tiene ningún efecto secundario a largo plazo y los ratones sanos a los que se ha aplicado la terapia han rejuvenecido, provocando un envejecimiento más favorable.

Técnicamente hablando, el logro se basa en la introducción con una sola inyección de un vector viral adenoasociado que transporta el gen del FGF21 (Fibroblast Growth Factor 21), que permite la manipulación genética del hígado, del tejido adiposo o del músculo esquelético, y así el animal produce de manera continuada la proteína FGF21. Dicha hormona es segregada de manera natural por diversos órganos y actúa en muchos tejidos para regular el funcionamiento correcto a nivel energético. Al inducir su producción mediante la terapia génica, los ratones bajaron de peso y también la resistencia a la insulina que provoca la diabetes del tipo 2. 

De funcionar la terapia en personas (algo que aún no se ha probado), esta representaría un gran avance contra un tipo de diabetes que sufren el 90% de los afectados por esta dolencia. De hecho, según Bosch, se prevé que en unos cinco años comience también a probarse en seres humanos. Esta diabetes es, en palabras de esta profesora de la UAB, una "emergencia mundial". Y esta es la primera vez que se puede "revertir" toda la patología de la diabetes tipo 2.

El incremento de personas con esta enfermedad es velocísimo: en el 2017 había unos 425 millones de personas en el mundo y se prevé que en el 2045 haya 629. "Es un problema no solo sanitario, sino también económico y social", ha asegurado Bosch. En el caso de los adultos que la padecen, acarrea también otras complicaciones, como problemas cardiovasculares, entre muchos otros. Además, esta investigadora ha recordado que la industria farmacéutica "trata, pero no cura" y que los fármacos tienen "efectos secundarios".

Un año y medio de seguimiento

Los investigadores del estudio que se ha publicado este lunes en la revista 'EMBO Molecular Medicine' han llevado a cabo un seguimiento en los ratones durante un año y medio (es un estudio "muy largo", pues normalmente duran meses; de ahí su credibilidad) y han comprobado esa pérdida de peso y la reducción de la grasa y de la inflamación en el tejido adiposo. Los resultados se han reproducido manipulando genéticamente diversos tejidos para que produzcan la proteína FGF21.

"Esta es la primera vez que se consigue contrarrestar la obesidad y la resistencia a la insulina largo plazo mediante la administración de una sola sesión de terapia génica en el modelo animal que más se parece a la obesidad y la diabetes tipo 2 de los humanos. Los resultados demuestran que es una terapia segura y eficaz", ha explicado la primera firmante del artículo, la investigadora de la UAB Verónica Jiménez.

La importancia de este descubrimiento es más importante si cabe porque "la prevalencia de la diabetes del tipo 2 y la obesidad están aumentando de forma alarmante en todo el mundo", ha recordado la también investigadora de la UAB y coautora del estudio Claudia Jambrina. La obesidad incrementa el riesgo de mortalidad y representa un factor de riesgo para enfermedades cardiovasculares, immunitarias, la hipertensión, la artritis, enfermedades neurodegenerativas y algunos tipos de cáncer.

Los resultados también muestran cómo la administración de la terapia génica tiene, además, un efecto protector contra el riesgo de formación de tumores cuando el hígado está sometido a una dieta hipercálorica durante mucho tiempo.

La terapia génica mediante la utilización de vectores virables adenoasociados ha sido aprobada en Europa y Estados Unidos para el tratamiento de diferentes enfermedades por su eficacia y seguridad, y cuenta con mucha experiencia clínica con aplicaciones en el hígado y en el músculo. Es por eso que "la terapia propuesta en esta investigación constituye la base para futuros ensayos clínicos para el tratamiento de enfermedades metabólicas en humanos", ha concluido Bosch.

Esta investigación ha estado desarrollada por el Centre de Biotecnologia Animal i de Teràpia Gènica (CBATEG), por  los departamentos de Bioquímica i Biologia Molecular i de Sanitat y de Anatomia Animals de la UAB y por el CIBER Diabetes y Enfermedades Metabólicas Asociadas (CIBERDEM).

Fuente: eñperiodico.com/sanidad

Asociate

Próximas Actividades

Sin eventos

Calendario actividades

Julio 2018
L M X J V S D
25 26 27 28 29 30 1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31 1 2 3 4 5