siguenos facebook

INVESTIGACIONEntre los últimos avances para el tratamiento de la enfermedad, se encuentran la Nanomedicina, la investigación con células madre o el autotrasplante de células productoras de insulina.

Los últimos avances de las potenciales nuevas terapias para el tratamiento de la Diabetes Mellitus tipo 1 (DM1) resultan esperanzadores, y muchos de estos progresos proceden de expertos y centros de investigación afincados en nuestro país. "España está a la vanguardia de la investigación en estas nuevas terapias, con científicos de alto prestigio en el campo de la Nanomedicina, como el Dr. Pere Santamaría, o en la aplicación de la tecnología de las células madre, que lideró en su momento Bernat Soria y de la que actualmente son un buen exponente los trabajos de la Dr. Rosa Gasa", asegura el Dr. Benoit Gauthierinvestigador principal del Departamento de Regeneración y Terapia Celular del Centro Andaluz de Biología Molecular & Medicina Regenerativa gestionado por la Fundación Progreso y salud de la Consejería de Salud (Junta de Andalucía).

Este experto, junto a Pere Santamaría y Rosa Gasa, participó en una mesa del XXX Congreso Nacional de Diabetes en la que se esbozaron las principales líneas de investigación dirigidas al propósito de curar la DM1. La prevención, la protección de las células productoras de insulina para enlentecer la progresión de la enfermedad después de un diagnóstico temprano y la terapia celular sustitutiva en etapas más avanzadas son algunos de los ámbitos sobre los que se puso el foco.

"Probablemente, un futuro tratamiento de la DM1 consistirá en una terapia combinada de las tres aproximaciones que veremos en esta sesión: aplicación de nanovacunas, células madre y el abordaje farmacológico", sentencia el Dr. Gauthier, quien no duda en afirmar que, "tarde o temprano, la cura para la DM1 llegará. Nosotros tenemos ese sueño, que es compartido por asociaciones de pacientes y familiares, y es con ellos con los que tenemos el compromiso de trabajar sin descanso para lograrlo".

Hacia la curación de la diabetes

La diabetes mellitus tipo 1 es una enfermedad autoinmune que ataca selectivamente a las células beta productoras de insulina en los islotes al infiltrar células inmunes. Como resultado, el organismo ya no puede producir insulina y desarrolla hiperglucemia y, si no se trata, termina causando la muerte. A pesar de los avances en la tecnología de dispositivos médicos y los análogos de insulina, así como en la generación de células productoras de insulina in vitro, todavía no existe una terapia sólida para sustituir y proteger las células beta que se pierden en la DM1.

La apuesta del grupo de investigación del Dr. Gauthier para buscar una solución para la diabetes tipo 1 pasa por la re-educación del sistema inmune y por promover mecanismos de "trans-regeneración" para restablecer la población de células beta secretoras de insulina; a su juicio, "las terapias factibles y con potencial éxito para la DM1 requieren este abordaje simultáneo". En este sentido, se considera clave la activación del receptor homólogo hepático 1 (LRH-1) con un agonista, lo que facilitaría el "diálogo" entre el sistema inmune y los islotes pancreáticos, permitiendo alcanzar ambos objetivos: recuperar con éxito la tolerancia inmunológica y la restauración de una masa funcional de células beta pancreáticas.

Se trata, en definitiva, de transformar un entorno destructor de células inmunitarias proinflamatorias en un entorno antiinflamatorio que facilite la supervivencia de células beta y estimule su regeneración. La activación del LRH-1 sería, por lo tanto, la diana de nuevos agentes terapéuticos inmunorregenerativos para la DM1, una clase de fármacos sin precedentes. En los trabajos del Dr. Gauthier se ha identificado al LRH-1 (también conocido como NR5A2) como un objetivo farmacológico que permite (tanto in vitro como in vivo) restaurar el control glucémico en varios modelos de ratón de DM1 y mejora la supervivencia de los islotes humanos. De hecho, como informa este experto, "es factible el desarrollo de agonistas de LRH-1 de segunda generación más potentes y estables que se pueden administrar por vía oral en lugar de inyecciones diarias intraperitoneales".

Nanovacunas para la DM1

Otro ámbito de investigación que está obteniendo avances en el camino hacia la curación de la diabetes tipo 1 es el de las nanovacunas. La línea de trabajo que sigue desde hace varios años el equipo del Dr. Pere Santamaríainvestigador del IDIBAPS y de la Universidad de Calgary, se centra en evaluar la capacidad inmunomoduladora de una plataforma terapéutica basada en nanopartículas.

"Estos compuestos han demostrado claramente que son capaces de revertir el ataque autoinmune en diferentes modelos murinos de enfermedades como la diabetes tipo 1, la esclerosis múltiple, la artritis reumatoide y las enfermedades hepato-biliares autoinmunes", afirma el Dr. Santamaría, quien, además, recuerda que "las nanopartículas, en su versión humana, generan un efecto semejante sobre el sistema inmune de pacientes con estas enfermedades". Por ello, reconoce, "estamos en una buena posición para afrontar en los próximos años el desarrollo de ensayos clínicos que nos permitan saber si el tratamiento podría ser clínicamente efectivo en humanos".

A pesar que la diabetes tipo 1 es una enfermedad compleja de la que aún queda mucho por aprender, el experto del Instituto de Investigaciones Biomédicas August Pi i Sunyer se muestra "optimista" sobre las posibilidades de curarla, ya que "existen múltiples líneas de investigación y muchos recursos destinados a buscar una cura para este tipo de diabetes, pero no debemos generar falsas expectativas ni establecer plazos ficticios". Con todo, el Dr. Santamaría admite que "el objetivo final de nuestro trabajo, como profesionales de la salud, no puede limitarse a evitar las complicaciones asociadas al control subóptimo de la diabetes tipo 1 y mejorar la calidad de vida de los pacientes, sino poder llegar a curarla algún día".

¿Autotrasplante de células productoras de insulina?

Por su parte, la Dra. Rosa Gasainvestigadora del IDIBAPS que se declara "moderadamente optimista respecto a la posibilidad de curar la DM1 a medio/largo plazo", presentó en este foro un protocolo de transdiferenciación para generar células productoras de insulina (similares a las células beta pancreáticas) a partir de fibroblastos de piel humanos. Este abordaje, a su juicio, "tiene implicaciones clínicas muy interesantes, ya que abre la posibilidad de realizar autotrasplantes de células productoras de insulina generadas a partir de una biopsia de piel del propio paciente".

Una de las ventajas de esta aproximación, según indica la Dra. Gasa, es que "no se necesita tratamiento immunosupresor para evitar el rechazo del injerto". Además, se está evaluando la posibilidad de reprogramar los fibroblastos directamente, sin convertirlos primero en una célula pluripotente (similar a las células madre embrionarias), ya que, de esta manera, se evita el riesgo de formación de tumores ligado a la pluripotencia.

Para la experta del IDIBAPS, "esta línea de trabajo puede suponer el punto de partida para el desarrollo de protocolos de transdiferenciación hacia células productoras de insulina a partir de células adultas de fácil obtención", convirtiéndose así en una vía alternativa a la producción de células beta a partir de células madre.

DIABETES SIGNOS SINTOMAS 660l uso de tecnologías para el manejo de la diabetes tipo 1 (DM1), como la monitorización continua de glucosa (MCG) o la terapia de infusión subcutánea continua de insulina (ISCI), ha crecido considerablemente en España en los últimos años. "Esto tiene importantes consecuencias positivas, ya que la aplicación de estas tecnologías no sólo mejora el control glucémico y, por tanto, reduce la aparición de complicaciones crónicas, sino que también mejora la calidad de vida de las personas con DM1 y de sus familias", afirma el Dr. Fernando Gómez Peralta, quien considera prioritario "avanzar en la financiación de esos sistemas por parte de nuestro sistema de salud".

Esta es una de las principales conclusiones que se extraen del estudio SED1, impulsado por la Sociedad Española de Diabetes (SED) y presentado en el transcurso del XXX Congreso Nacional que celebrado por la sociedad científica en Sevilla.

Un estudio necesario

La diabetes tipo 1 supone aproximadamente 1 de cada 10 casos de diabetes en España(afecta al 10% de la población diabética), estimándose una prevalencia en la población general del 0,2% (unas 90.000 personas). Se trata, además, de un tipo de diabetes con necesidades de tratamiento específicas y complejas. Sin embargo, son escasos los datos epidemiológicos y de manejo real de esta enfermedad en nuestro país, limitándose a algunas iniciativas locales o autonómicas y que se circunscriben a población adulta o pediátrica. Gran parte de estas limitaciones se superan con el estudio SED1, que incluye datos de todas las comunidades autónomas y tanto de pacientes y centros pediátricos como de adultos.

Como explica el Dr. Gómez Peralta, coordinador del estudio, "el objetivo era conocer el perfil de los pacientes españoles con DM1, describir el manejo actual de la enfermedad y evaluar los factores que pueden influir en su control óptimo; sin duda, se ha hecho una foto muy detallada y representativa de la situación actual de las personas con DM1 en toda España". A su juicio, "disponer de estudios epidemiológicos sobre el perfil de pacientes con DM1 permite conocer la realidad de su situación: uso de terapias avanzadas, factores relacionados con el control de la enfermedad y áreas de mejora". Es más, asegura este experto, "esperamos que los datos obtenidos nos ayuden a detectar áreas de mejora en el manejo de la diabetes: las personas con DM1 deberían utilizar terapias insulínicas avanzadas, tecnologías de monitorización continua de glucosa, apoyo educativo y psicológico... y los profesionales más directamente implicados precisan medios y tiempo para ello".

Principales observaciones

Así, se ha podido concluir que existe una proporción importante de pacientes DM1 que presentan sobrepeso u obesidad (hasta un 40%) y que algunos factores relacionados con una adecuada educación diabetológica y un tratamiento avanzado, como la frecuencia de monitorización de glucosa y el uso del ratio insulina/carbohidratos (ICR), mejoran la eficacia del tratamiento. Además, como resalta el Dr. Gómez Peralta, "se confirma que el uso de tecnologías para el tratamiento es superior al publicado en estudios previos, confirmando una tendencia creciente similar a la observada en otros países occidentales".

SED1 es un estudio observacional, multicéntrico, transversal con recogida de datos retrospectiva y no intervencionista, calculándose una muestra representativa a nivel nacional. En total, se han incluido de forma consecutiva un total de 647 personas con DM1 (62 pacientes pediátricos y 585 adultos).

Como primer hallazgo de interés, se ha determinado que la edad media en el momento del diagnóstico de DM1 es de 4,9 años en la población pediátrica y de 19,3 años en adultos. Un 48,7% de la población de estudio presenta comorbilidades, principalmente dislipidemia (25,8%)retinopatía (19,3%) nefropatía (5,9%).

Respecto al tratamiento con insulina, el estudio revela que un 75% de la población global estaba en un régimen de tratamiento insulínico basal-bolo y un 20 % con bomba de insulina. El 67% de la población evaluada usó dosis correctoras de insulina y un 51% emplearon una ratio insulina/carbohidratos (ICR). Un 81% de los pacientes tenían un plan de alimentación recomendado por su médico y a un 66% se le reconoce una buena adherencia a la dieta. Los pacientes se realizaron una media de 3,0 mediciones de glucosa capilar/día y un 25% de los pacientes usaba algún tipo de monitorización continua de glucosa (MCG).

Estas observaciones resultan de especial interés sobre todo si se tiene en cuenta, como ha demostrado este estudio, que un mayor número de mediciones de glucosa y el uso de la ICR se asocia con menores valores de hemoglobina glicosilada (HbA1c), mientras que una mayor duración de la enfermedad y la falta de adherencia a la dieta aumentaban la HbA1c. Como recuerda el Dr. Gómez Peralta, que ejerce en la Unidad de Endocrinología y Nutrición del Hospital General de Segovia, "el control glucémico es un objetivo fundamental del tratamiento de la DM1, siendo la HbA1c el indicador más reconocido del control metabólico. En nuestro estudio sólo una tercera parte de los pacientes tienen una HbA1c inferior a 7%".

Según las recomendaciones de la American Diabetes Association (ADA), el objetivo general de HbA1c es 7%; en este estudio se determina que el valor de la HbA1c del año anterior en la población evaluada fue de 7,6%. Tal y como destaca el Dr. Gómez Peralta, "factores como la edad, la motivación, el cumplimiento, la educación terapéutica y las habilidades de manejo de la enfermedad, así como el miedo a los episodios de hipoglucemia, podrían influir en el control glucémico continuado".

Partiendo de los resultados de este estudio, que se ha realizado gracias a una ayuda no condicionada de Sanofi Diabetes, la SED insiste en su reivindicación de contar con equipos integrados en Unidades de Diabetes de cada hospital (médicos endocrinólogos de adultos y pediátricos, educadores, psicólogos clínicos,...) que puedan ofrecer tiempo y medios a las personas con DM1 en consultas monográficas y con acceso a contacto por medios no exclusivamente físicos (telemedicina,...). Y es que, como subraya el Dr. Gómez Peralta, "las personas con DM1 tienen necesidades que exceden en muchos casos a las posibilidades de una consulta ordinaria en el hospital", quien considera que "también sería necesario que estos medios se extendiesen de forma similar a todas las áreas geográficas".

Formación en nuevas tecnologías

Atendiendo a los hallazgos de este estudio, y a la emergente generalización del uso de nuevas tecnologías para la monitorización de la glucosa en personas con diabetes, se ha considerado fundamental desde la Sociedad Española de Diabetes promover iniciativas de formación en este ámbito. Fruto de ello es la celebración de un curso postcongreso, que ha tenido lugar este sábado y que ha sido organizado por el Grupo Tecnologías Aplicadas a la Diabetes de la SED.

Como resalta la Dra. Eva Aguilera, responsable de este grupo de trabajo, "se ha efectuado una actualización de los diferentes sistemas de monitorización continua a tiempo real (MCG-TR) (incluyendo los implantables) e intermitente (Flash), así como una revisión de las novedades y profundizando en la interpretación clínica de los datos (especialmente las flechas de tendencia) para poder obtener así un mayor beneficio clínico". Igualmente, se ha hablado de los sistemas integrados bomba-MCG, así como de los sistemas de asa cerrada híbrida que ahora comienzan a implantarse en nuestro país y que "permiten automatizar y personalizar la administración de insulina basal las 24 horas del día", apunta la Dra. Aguilera, que trabaja en el Servicio Endocrinología y Nutrición del Hospital Germans Trias i Pujol (Barcelona).

Además, este encuentro ha servido para abordar de forma práctica cómo actuar y ajustar la terapia con bomba frente a diferentes situaciones (deporte, gestación, enfermedades intercurrentes, periodo vacacional). Por último, se ha formado a los asistentes sobre las diferentes aplicaciones que permiten tanto a los profesionales sanitarios como a los familiares acceder de forma remota a los datos de monitorización de glucemia de la persona con diabetes, evaluándose las diferentes aplicaciones y softwares disponibles; y también se ha hablado de iniciativas promovidas por personas con diabetes, como `Nightscout´.

La Federación Española de Diabetes (FEDE) y la red social de salud española Conectando Pacientes han iniciado una colaboración con el objetivo de poner a disposición de los miembros de ambas plataformas información de interés sobre la diabetesnoticiasrelacionadas con la misma, así como todo tipo de avances y novedades que se produzcan relacionadas con esta patología.

La plataforma Conectando Pacientes abrió su red social a asociaciones de pacientes hace menos de un año. Desde entonces son muchas las asociaciones las que se han unido y empezado a disfrutar de esta comunidad online, entre ellas FEDE. A partir de ahora, está disponible el perfil de FEDE dentro de esta red social y se podrán consultar sus actividades, exponer dudas, consultar la información y artículos que la asociación comparta, así como poder ponerse en contacto con ellos por mensajería privada o a través de los foros. Por su lado, Conectando Pacientes difundirá periódicamente en sus blogs noticias de actualidad sobre la diabetes con el fin de ampliar la información sobre esta patología.

Desde que se puso en marcha hace poco más de un año, Conectando Pacientes cuenta con más de 15.000 usuarios registrados entre pacientes, asociaciones de pacientes y establecimientos sanitarios, convirtiéndose en la red social mayoritaria en lengua española para el aprendizaje y la educación sanitaria.

FEDE es el órgano representativo del colectivo de personas con diabetes en España. Entre sus objetivos se encuentra defender los derechos de estas personas, contribuir a su apoyo moral y físico, fomentar y apoyar la educación diabetológica, así como promover la mejora de la asistencia sanitaria y la detección precoz de la diabetes. Cuenta con 19 federaciones autonómicas de personas con diabetes, que agrupan a unas 150 asociaciones de personas con diabetes.

"Gracias a esta colaboración esperamos poder contribuir y ayudar al colectivo de personas con diabetes fomentando el apoyo al citado colectivo y, de esta manera, intentar informar, impulsar y desarrollar el interés de la sociedad hacia esta patología, así como al desarrollo de la investigación sobre la misma. Nuestro único propósito es dar a conocer las causas, los síntomas, el tratamiento y las complicaciones asociadas esta patología", asegura Carolina Hormigosfundadora y directora de Conectando Pacientes.

Fuente: IMMedico

Existen varios mitos o falsas creencias en torno a la diabetes. Una de ellas es que la diabetes se cura. La diabetes es una enfermedad crónica, caracterizada por hiperglucemia y trastorno en el metabolismo tanto de hidratos de carbono, como grasas y proteínas. Con dieta, ejercicio y tratamiento farmacológico se puede controlar metabólicamente la enfermedad, disminuyendo el riesgo de complicaciones macro y microvasculares.

El mensaje que hay que proporcionar a los diabéticos es que, hasta hoy día, no se puede curar la diabetes. Se puede controlar mediante una dieta saludable, manteniéndose activo y realizando ejercicio físico adaptado a cada paciente, bajando de peso si es necesario y tomando los medicamentos prescritos. Asimismo, el diabético tiene que realizar los controles médicos que los profesionales sanitarios le indiquen.

Con respecto a la creencia de que las diabéticas no pueden tener hijos, los especialistas destacan que sí que pueden quedarse embarazadas, pero son embarazos que hay que controlar más, porque un mal control metabólico durante este periodo puede causar preeclampsia, bebes macrosómicos (con el riesgo aumentado de cesáreas y parto prematuro).

Si la diabetes precede a la gestación, lo ideal es conseguir el mejor control pregestacional posible para evitar complicaciones obstétricas y si se desarrolla durante el embarazo, el mismo objetivo. También es importante que la edad materna sea lo menos elevada posible, pues seguramente la posibilidad de complicaciones crónicas de la diabetes al inicio de la gestación será menor.

Las mujeres diabéticas del tipo 2 durante el embarazo deben ponerse la insulina en múltiples dosis si sus niveles de glucemia lo requieren. Durante el embarazo, la mujer debe medirse la glucosa entre 6 a 8 veces por día antes de cada comida y 1 hora después de comer, ya que es tan importante evitar las hipoglucemias como las elevaciones de la glucemia. Es cierto que las mujeres que no tienen un buen control metabólico pueden tener más dificultades para el embarazo y complicaciones en el parto, pero hay que insistir en que un buen control puede permitir la gestación y el normal desarrollo del feto.

Predisposición familiar

Algunas personas creen que la diabetes es contagiosa. La diabetes mellitus es una enfermedad metabólica, no es una enfermedad infecciosa. Existe predisposición familiar, es frecuente que los pacientes diabéticos tipo 2 tengan algún familiar de primer grado con diabetes también, pero no es contagiosa. Otros trastornos metabólicos, frecuentes como la diabetes, y coexistentes con esta, como es la obesidad.  Por tanto, no es cierto que sea contagiosa, pero la exposición a factores como la deficiente alimentación en el entorno y la predisposición genética condicionan una importante agregación familiar sobre todo en DM2.

Con respecto a que la medicina alternativa cura la diabetes, hay que transmitir el mensaje firme y claro de que las curas milagrosas con medicina alternativa, vacunas, té, hierbas, curanderos,… no curan la diabetes. Lamentablemente, muchas personas con diabetes acuden a estos métodos y abandonan el tratamiento médico (medicamentos orales e incluso insulina), lo que provoca que la enfermedad se agrave.

Dieta

También hay personas que piensan que los diabéticos no pueden comer azúcar, dulces ni chocolate, ni determinadas frutas. Pero no es así. Estos alimentos no están prohibidos. La clave es comer una porción muy pequeña de dulces y reservarlos para ocasiones especiales, de modo que las comidas se enfoquen en alimentos más saludables.

Por eso, la alimentación de todas las personas con o sin diabetes debe ser variada sin caer en excesos o deficiencias. En los pacientes diabéticos hay que controlar el consumo de azúcares complejos (dulces, refrescos azucarados) y de grasas saturadas, pero el diabético debe consumir hidratos de carbono. Las personas con diabetes pueden consumir pan, pastas y otros hidratos de carbono según los equivalentes de estos alimentos en su plan de alimentación. Lo que realmente importa no es tanto el tipo de alimento que se consume, sino la cantidad. De hecho, la alimentación de los pacientes con diabetes debe ser una dieta cardiosaludable, al igual que la de cualquier persona sana.

También hay que desmitificar que comer dulces en exceso causa diabetes. La causa de la diabetes tipo 2 son factores genéticos y de estilo de vida. En este sentido, el sobrepeso o la obesidad sí aumentan el riesgo de tener diabetes tipo 2, y una dieta rica en calorías de cualquier tipo, entre ellas, los dulces, produce un aumento de peso y es un factor de riesgo para desarrollar una diabetes. Los estudios han demostrado que tomar bebidas azucaradas también está asociado a un mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.

Comunicación médico-paciente

La vía fundamental para informar al paciente y a su entorno sobre su diabetes es la comunicación profesional/paciente. Es el elemento imprescindible para conocer el nivel de información que tiene y la herramienta clave para desmontar sus falsas creencias sobre la enfermedad.

La primera clave para luchar contra los mitos en salud es conocerlos y asumir que pueden llegar a ser un problema peligroso. La comunicación para la salud busca la modificación del comportamiento humano y de los factores ambientales relacionados con ese comportamiento que directa o indirectamente promueven la salud, previene enfermedades o protege a los individuos del daño. Una buena comunicación con el paciente tiene consecuencias positivas tanto para el propio paciente como para el profesional sanitario.

La satisfacción del paciente y su confianza en los planes diagnósticos y terapéuticos facilita la toma de decisiones, mejora los resultados del tratamiento y reduce los riesgos. El proceso de comunicación supone la intervención activa, de forma dinámica. En consulta, tanto del médico como Enfermería, hay que dedicar un tiempo a poder realizar educación diabetológica y enseñar al paciente la dieta que debe realizar, el ejercicio físico e insistir en la importancia del cumplimiento terapéutico, para evitar las complicaciones que a largo plazo surgen de un mal control metabólico.

Información online

Internet ha permitido que la cantidad de información sobre la diabetes se incremente exponencialmente. El desarrollo de nuevas fuentes de información de los pacientes a través de internet ha traído consecuencias muy positivas en el grado de información de los pacientes, pero también negativas, porque ha permitido propagar y proliferar bulos y mitos e informaciones incorrectas sobre la diabetes. Puede ser una herramienta muy beneficiosa como canal de información, pero hay que saber seleccionar sus contenidos. Las fuentes de consulta deben de ser fiables, dinámicas, inmediatas, basadas en guías de práctica clínica actualizadas, recomendadas por sus profesionales cercanos, en las que participan pacientes y profesionales.

Los talleres para diabéticos impartidos en los centros de salud pueden ser de utilidad para ellos, para sus familias y cuidadores, ya que ayudan a desmitificar ciertas creencias y se fomenta la importancia del buen control de la enfermedad.

El encuentro, que se celebrará el próximo 21 de septiembre, ampliará en esta edición la oferta de espacios de debate y formación para las personas con diabetes, y contará con novedades, como la entrega de la V Edición de los Premios FEDE.

El 21 de septiembre de 2019, la ciudad de Toledo acogerá el III Congreso Nacional de la Federación Española de Diabetes (FEDE), que reúne cada año a cientos de representantes de asociaciones, personas con diabetes, familiares, profesionales sanitarios y de la administración sanitaria, para aprender sobre las principales novedades relacionadas con el abordaje de la diabetes, una patología que afecta a 6 millones de personas en España.

Este año, el III Congreso FEDE se celebrará bajo el lema "Grandes retos en común" puesto que, como ha explicado Andoni Lorenzopresidente de FEDE, en el vídeo de presentación del evento, esta nueva cita "representa el sentimiento de unidad y trabajo en equipo, gracias a la colaboración de todas nuestras 169 federaciones autonómicas y asociaciones locales; y el compromiso con la educación diabetológica, ya que el Congreso FEDE se ha convertido ya en un referente a nivel formativo e informativo".

Con el objetivo de impulsar, un año más, la educación diabetológica de las personas con diabetes, el III Congreso FEDE, que se celebrará en el Palacio de Congresos "El Greco", de Toledo, contará con espacios de debate y formación para las personas con diabetes, a través de varias mesas de debate y un ampliada oferta de talleres prácticos, en los que se abordarán cuestiones tales como los avances en el tratamiento de la diabetes, la Estrategia en Diabetes del Sistema Nacional de Salud, la importancia de la salud cardiovascular o el control de las hipoglucemias, entre otros muchos temas, que se pueden consultar desde hoy en el programa preliminar del evento.

Además, y como también ha manifestado Andoni Lorenzo, este III Congreso Nacional de FEDE contará con varias novedades y sorpresas que se irán anunciando en breve, aunque ya ha adelantado la primera de ellas, al avanzar que, en esta ocasión, el evento ha sido el escenario elegido para dar a conocer las asociaciones ganadoras de la V Edición de los Premios FEDE.

Todos los interesados en acudir a este III Congreso Nacional de FEDE podrán inscribirse, próximamente, a través de la web www.congreso.fedesp.es.
Asociate

Próximas Actividades

Sin eventos

Calendario actividades

Mayo 2019
L M X J V S D
29 30 1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31 1 2